DUENDEANDO CUENTOS

Cuentan….que aunque los años pasen no se tiene que perder nunca la esperanza, la ilusion, la alegria, la fantasia. Que los mundos utopìcos solo son tales cuando el desenkanto mas profundo nos ahoga, nos paraliza hasta el punto de no poder ni andar, ni respirar.
 
Que las arrugas aparecen grabando, estriando profundamente nuestro rostro en las desdichas de la desconfianza, de los odios, del recelo, del amargo devenir negativo en el que nos anclamos, de eso cuentan los duendecillos en sus bosques, a los arboles, a los pajarillos, a las rocas, a las flores.
 
Dicen, que unos andan aturdidos por guardar para si mismos las verguenzas que no son tales, pero que creen tienen que esconder, para salvaguardar identidades aun ni encontradas. Subyugandose a las fronteras que ellos establecen, muriendo en vida, siendo zombies.
 
Despierta lo dormido con la confianza depositada en cada pequeño detalle que se nos brinda. Reluce con estampados diferentes, diversos, la huella que vamos dejando poseidos por el creativo positivismo que construye en nosotros y en los demas, que nunca destruye nada, transforma. Brilla entonces mas que nunca el lucero que alumbra tañiendo de luz lo que pensabamos era tierra baldia.
 
Hambrientos de verdades, reservando las suyas propias. Esos unos que no son mas que uno por querer asi tal ser. No contemplan aclamando a la vida, aplaudiendola, en lo que se transformarian, a las mil maravillas sus dias. Si se dieran cuenta, dejando purpureas cristalinas estelas, recorrerian todos los viajes deseados, decantarian ese tesoro de nacer cualquier dia en la tarde fresca que les reserva el mas grande amanecer.
 
Esos que se encadenan a rumores que son de otros, que no disciernen lo elemental aturdidos por falsas promesas de goce, solapado dopaje que resquebraja las alas de nuestro regalado feliz pajaro. Nacidos sin pagar, crecimos pagando deudas que son de otros. Remodelar buscando la pèrdida del ocaso que nos vendieron, trazar nuevas lineas curvilineas que conviertan la esfera de las vivencias en ese juego providencial que nunca confunde, que nos hace resbalar divertidamente del patio de la casa hasta la cocina sin nunca sentirnos culpables de nada.
 
Sonrisas por todas partes saludandonos sin tretas, francamente al darnos cuenta vive en nosotros la mas pura armonia.
 
Conocedores por lo gratuito, de como confluyen todas las esencias hechas vida. En la materia, la energia, la fusion que glorifica y nos hace entrar en estados de trance rememorando el big bang al tomarte un grato piscolabis o un simple cafe.
 
Cuentan que esos enigmaticos seres que viven y no vemos…. de que los humanos solo abarcamos los colores basicos; y los matices los dejamos de un reves aun por ver. Que nos condecoramos siendo esclavos de una perdida fé. Siempre talamos los mas viejos arboles sin ver la maestria con que nos muestran el camino, sin aparente movimiento, ese sendero que nos habla de una manera de hacer.
Solo por disponer de los latentes sentidos, tendriamos que dar las gracias. Sin buscar, ni pedir mas, sin refugiarnos en limitaciones propias impuestas. Creyendo, reafirmando a cada instante la posiblidad de forjar esculpiendo un presente, un ahora, en que la dicha abarque todo lo que hay por ver, tambien lo que se siente y se ve.
 
Dicen contando que en lo que parece rematadamente loco se suele encontrar a la razon. Que las miradas sinceras resurgen toda creacion, que lo nuevo es mas que viejo, sale del baul de los recuerdos que no recordamos. Cuentan diciendo que resulta mas facil reir que llorar, si es que en esto se cree. Que la alborada de los tiempos esta en constante transhumancia. Pero somos perpetuamente los mismos animales, con distintas formas los que rumiamos, vegetamos, pensamos soñando o meditamos troceando.
 
Resoplan recordando….que lo utopico e irreal se establece cuando dejamos de tener esperanza, de dibujar un presente continuo creyendo que lo que se espera puede llegar, puede ser.
  barro_grande  sorra, fang i pitxades
Cepillo peinando, los cabellos entrelazados con las romas puntas del estelar planetario que nos pertoca aqui. Rebosante, a de estar la confianza en lo comun valedero. Redobla la tamboril percusion, del infante renacido para hacer resurgir de entre todo lo que hay, lo mas bello.
Anuncios

¡ viva la comunicación !

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s