Donde los pálpitos

Hay voz que perdura inmortal… Desde los tiempos.

¿Qué voz es imparable y procura incontestable, crecimiento?.
¡Tus ojos la delatan!
¡Sólo guiños!
¡Somos niños!
¡Caramelos!
Esa voz posa dentro de ti los cimientos, que amansan batallas; donde me asiento.

**

Oíd su voz prendida de alimentos. Esa voz que penetra hondo ausente de afonías. Ella resulta mensajera del edén, capítulo aparte, solapa enfermedades, condiciones y desastres. Ella, descoraza aquella piel que perdió la sensibilidad, a causa de pudores implantados y de miedos malnacidos durante otros días.
Oíd su voz colmados de atención; con la misma que le prestan, igual las noches solitarias como las engalanadas, a ese alba, embelesante y musical, que siembra colorida.
Escuchad la voz atemporal; el susurro que desata un lenguaje impoluto y virginal, el cual cabalga en perpetua vigilia.
Ante la escucha… Separado queda el lodo de la hermosura en calma que brinda el loto: Reflejo posado en tierra de este cielo que intercambia trébol sobre lo que fue tierra baldía.

¡ viva la comunicación !

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s