De par en par

Levar anclas.
Elevarme y abandonar
encrucijadas malditas
y laberintos construídos
solo con palabras.
Dejar de vivir, celoso;
guardando bajo llave
todos los tesoros.
Ausentado de la gravedad
susurrarte despacio al oído
“quiero ser tu cómplice”.

¡viva la comunicación!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s